Espectáculos

Los chicos de la Escuela Especial 501, revelación del Carnaval Regional

“Vamos los Pibes”, la agrupación que emocionó a todos con su presentación en la multitudinaria fiesta dolorense. Cómo fue qué se formó y los detalles de su historia.
19 de febrero 4:46 PM
imag

Los chicos de la Escuela Especial 501 de Dolores se llevaron numerosos aplausos en cada pasada.

Sin duda, han sido una de las sensaciones del Carnaval Regional 2017 de Dolores. La banda de la Escuela Especial Nº 501 le ha puesto una nota particularmente movilizadora al desfile del corso dolorense: no hay quién se pueda resistir y nadie se queda quieto en su sitio cuando pasan, al ritmo de la cumbia. Darío y Ramiro Rodríguez, Nahuel Fracaro, Diego Figueroa, Matías Falconnat, Matías “Poto” Antequera, junto con el maestro Facundo Canale y el músico Fernando Bruno conformaron “Vamos los pibes”.
 
En charla con ENTRELÍNEAS.info, Canale cuenta que todo empezó por la inquietud de uno de los chicos de llevar adelante un grupo propio. “Detrás de esto hay todo un proceso de cinco o seis años en los que veníamos trabajado para las fechas patrias en la escuela”, relata, entusiasmado.
 
Luego la cosa se amplió a otras escuelas, una experiencia clave que implicaba exponerse a otro público. La apuesta por la música fue evolucionando y creciendo. Cuando Nahuel propuso armar un grupo “empezamos a darles una enseñanza específica al que mostraba más talento por algún instrumento específico, no solamente rotar como hacíamos en los actos”.
 
La institución se comprometió a fondo con el proyecto: “Con lo que les cuesta a las escuelas, nos dieron un salón de música y compraron un güiro, cencerros, una batería electrónica, bombo, una consola...”. El debut fue en el fogón de fin de año, cuando los chicos se animaron a tocar “sin tanto acompañamiento de profesores”. Allí sorprendieron a todos los presentes y el presidente del Consejo Escolar de Dolores, Gastón Garófalo, les planteó la posibilidad de tocar en el corso y en la Fiesta Nacional de la Guitarra. Otro sueño estaba más cerca.
 
Enero fue tiempo de ensayos, a los que se sumó Fernando Bruno, papá de un alumno de la escuela, que además comparte con Canale un grupo de rock. “Como papá, sé el esfuerzo que hacen en la escuela y que el trabajo que hacen Facundo y Guillermo es tremendo”, nos señala con emoción. “Es un esfuerzo de paciencia y de corazón”, agrega.
 
Después del primer fin de semana de actuación, el balance no puede ser más positivo: “Si pudieran pasar de lunes a lunes tocando, lo harían”, dice el profesor. Han creado una página de Facebook y han generado una movida interesante en las redes sociales. “Sintieron el acompañamiento de la gente, eso es lo que han logrado y eso es lo que nos dan ganas de seguir adelante”, explica Canale.
 
Ahora se preparan para hacer su debut en la Fiesta de la Guitarra, lo que significa otro desafío muy grande. “Salir a tocar les ha permitido darse cuenta para qué sirve el esfuerzo de los ensayos”, dice Canale, quien también proyecta incluir para esa actuación dos alumnos de la Orquesta Escuela.