Política

Problemas para Yeza en Pinamar con la aprobación del Presupuesto 2018

El intendente escribió un texto donde le pide a la oposición en el HCD que apoye el Presupuesto enviado para "continuar con el crecimiento de Pinamar". La carta completa de Martín Yeza.
14 de diciembre 8:06 AM
En esta nota
imag

La oposición se niega a dar quórum para el tratamiento del Presupuesto 2018 en Pinamar. Cómo sigue la cuestión.

Antes de cerrar el año de sesiones en Pinamar, la oposición de Pinamar se niega a aprobar el Presupuesto 2018 que envío el intendente Martín Yeza. 

El jefe comunal publicó una nota en su Facebook donde les pide a los concejales de la oposición que analicen su decisión de no acompañar lo enviado desde el Ejecutivo al no querer dar quórum a su tratamiento. Acá la carta textual de Martín Yeza:
 
"No es la primera vez desde diciembre de 2015 que alguien trata de ponernos palos en la rueda. Si hacemos un balance de estos dos años y comparamos la realidad actual con la realidad que enfrentamos cuando asumimos, hoy la situación está mucho mejor. Cuando asumimos la Municipalidad venía duplicando su déficit. Logramos estacionar esa cifra, con dos aumentos presupuestarios previos que estuvieron 10 puntos por debajo de la inflación, normalizando algunas cuestiones y haciendo ajustes durante los primeros dos años de gestión".
 
"Hoy tenemos un municipio con capacidad de transformación, con empleados municipales trabajando y con obra pública por cientos de millones de pesos, algo que pocas veces se vió en la historia de Pinamar".
"Es por eso que lamentamos que el Concejo Deliberante decida retroceder y ponerle un freno a este progreso. Lo que hoy tenemos es un presupuesto que está 13 puntos por debajo de la inflación por tercer año consecutivo y el mayor problema es que ya no tenemos de dónde hacer recortes. Es inevitable y nos vemos obligados a empezar a analizar la continuidad de determinados contratos laborales y de horas extras de servicios urbanos que hacen a la limpieza y el orden de Pinamar".
 
"Dentro de la propuesta que devolvimos al Concejo, les pedimos que sean conscientes y tomen noción del panorama que nos espera. Confío y tengo fe de que van a llamar a la reflexión y van a comprender que esto no se trata de una cuestión política". 
 
"Esto es trabajo, es dinero que los contribuyentes pagan, son servicios que la municipalidad va a prestar o dejar de prestar. Pienso que la política es algo que se debe hacer cada dos años en periodos electorales. Una vez cumplido este periodo y más aún después de un proceso electoral donde hubo un apoyo mayoritario hacia una gestión, considero que es una decisión soberbia pensar que con un presupuesto 13 puntos por debajo de la inflación, una Municipalidad de estas características puede funcionar y progresar de la misma manera que lo venía haciendo hasta hoy".