Lunes 19 de abril de 2021
12/02/2021 - 12:47 | Noticias | Sociedad
Policiales

Villa Gesell: denuncian agresiones físicas y verbales a una médica durante una visita domiciliaria

El Círculo Médico de Pinamar difundió el caso de una profesional de Valeria del Mar que se desempeña en el Hospital “Dr. Arturo Illia”, que fue agredida por familiares de una paciente.

La agresión física a la Dra. Vázquez Busi se produjo cuando se estaba por retirar y ya había llegado los móviles policiales. (Foto: Circulo Médico de Pinamar)

El Círculo Médico de Pinamar difundió el caso de una profesional de Valeria del Mar que se desempeña en el Hospital de Villa Gesell, que fue agredida por familiares de una paciente durante una visita domiciliaria.

El hecho sucedió el martes por la noche, cuando la Dra. Fernanda Vázquez Busi concurrió a una vivienda, acompañada por un enfermero y el chofer de la ambulancia, para asistir a una persona con problemas oncológicos, en el marco de una guardia nocturna, según informó el portal Telégrafo.

Según señalaron desde el Círculo Médico de Pinamar, desde la llegada a la vivienda “los empleados del hospital fueron increpados fuertemente por familiares de la paciente, supuestamente por la demora en su visita”.

“No obstante, la doctora se dedicó a realizar su tarea, atendiendo y medicando a la enferma”, agregaron, aunque debido a que afuera del domicilio “las agresiones verbales de los familiares no se detuvieron, se decidió llamar a la policía”.

De acuerdo a lo precisado por la organización, luego de haber finalizado la visita domiciliaria, a punto de retirarse y subidos a la ambulancia, “una de las familiares de la paciente, abrió la puerta del vehículo donde se encontraba sentada Fernanda Vázquez para insultar, amenazar y agredir físicamente a la médica, dejándole hematomas en el brazo y rompiendo su chaqueta de trabajo”.

La Dra. Vázquez Busi, quien reside en Valeria del Mar y se desempeña en los hospitales municipales de Villa Gesell y General Madariaga, expresó su malestar y angustia ante estos hechos de violencia con los cuales se deben convivir, que se suman a “una lista de situaciones nocivas que atentan con un sano ejercicio cotidiano de la profesión”, según se remarcó.