Jueves 18 de abril de 2024
09 MAR 2023 - 11:31 | Sociedad
Efemérides

Dolores: a 15 años del trágico día en que un tren embistió a un micro en la ruta 63

El 9 de marzo de 2008 murieron 18 personas y 65 resultaron heridas. Fue una de las peores catástrofes de la historia vial del país.

Por la fuerza del impacto, a locomotora y tres vagones descarrilaron.

Eran los últimos días de verano y también eran épocas de Fiesta de la Guitarra. León Gieco había comenzado a actuar sobre la medianoche en el Galpón -repleto de gente- cuando llegó la noticia. Un accidente en la ruta, algo a lo que lamentablemente la gente de Dolores está acostumbrada.

Sin embargo, esta vez se trataba de un hecho de una magnitud catastrófica. Un tren de la compañía Ferrobaires procedente de Constitución y tenía como destino Mar del Plata, embistió a un ómnibus de larga distancia de la empresa El Rápido Argentino, que había intentado atravesar las vías por el paso a nivel de la ruta 63, mientras las barreras estaban bajas.

A raíz de la colisión, el ómnibus quedó partido por la mitad y, por la fuerza del impacto, varios coches de la formación, incluyendo la locomotora, descarrilaron. Como consecuencia, murieron 18 personas y 65 resultaron heridas.

Todo sucedió cerca de las 2:25 del 9 de enero de 2008. El micro había partido de Mar de Ajó con destino a San Miguel, provincia de Buenos Aires con su pasaje completo: 65 pasajeros. El tren que se acercaba trasladaba 250 personas hacia Mar del Plata. Pese a que las barreras estaban bajas y la alarma funcionando, el conductor del micro decidió pasar y el tren lo embistió. El impacto destruyó la mitad del ómnibus de doble piso y el resto fue arrastrado unos pocos metros quedando casi intacto. La locomotora y tres vagones descarrilaron.

Cuando llegaron las primeras ambulancias, constataron que una mitad del ómnibus se veía sobre la ruta y la otra había desaparecido con sus pasajeros. Había restos esparcidos hasta arriba de los árboles, se podía ver ropa y otros objetos personales a varios metros sobre un árbol y una pequeña laguna ubicada lejos del lugar. La locomotora quedó tumbada sobre el terraplén; uno de los vagones, abierto al medio al chocar con la locomotora, y los otros dos, descarrilados en forma de acordeón a varios metros de las vías, en las cuales, también se produjeron daños.

Las víctimas fueron atendidas por personal del Hospital San Roque de Dolores y por los bomberos de esta ciudad. Los heridos más graves fueron pronto derivados a distintos centros de mayor complejidad, mientras por la ciudad desfilaban, en estado total de angustia, los familiares de los viajeros.

Posteriormente, ambos choferes fueron detenidos, acusados de homicidio con dolo eventual, y al tiempo recuperaron su libertad.