Sociedad

Susy Barracosa, 30 años delante de un mismo micrófono

Con su particular estilo, lleva tres décadas de manera consecutiva al frente de la tarde de Radio de La Costa. Dice que aún tiene “cuerda para rato”. Una entrevista íntima.
14 de julio 9:33 AM
En esta nota
imag

Azucena Barracosa llegó en los 70 a La Costa para no irse nunca más. Es la voz de las tardes en la radio de Santa Teresita.

"Susy” Barracosa informa, comenta, se enoja y se divierte desde hace 30 años en la misma radio: FM 100.1 Radio de la Costa, a través de su programa “Inquietudes”, que va de lunes a viernes de 17.00 a 19.00 y tiene una audiencia fiel que la sigue a través de estas tres décadas.

Llegó a Santa Teresita a los 27 años junto a su compañero de vida, Emilio Liubicich, en septiembre de 1974. No se fue más. Llevaban 8 años de casados, habían decidido no tener hijos y la meta era pasar unos meses en La Costa, con trabajo de Emilio, mecánico de autos para luego seguir rumbo hacia otros destinos. Pero a los tres meses se habían enamorado del lugar, donde había mucho por hacer, para disfrutar y se quedaron para siempre.

Barracosa fue desde muy pequeña una mujer brava, peleadora, discutidora y muy pero muy “chusma”, algo que, según ella, en el periodismo no puede faltar.
En 1987, Ricardo Giménez, histórico propietario y director de Radio de La Costa, decidió buscar gente para un programa que hablara sobre instituciones locales. De inmediato surgió el nombre del periodista Rubén Rubinstein (fallecido en 2015) y el de la inquieta “Susy”, quien formó parte del Club de Leones, trabajó 14 años en la Cooperadora de la Sala de Primeros Auxilios hasta la inauguración del Hospital de Santa Teresita y estuvo 12 años como presidenta de la Asociación de Festejos de la localidad.

Con toda esa experiencia a cuestas, ingresó al mundo de la radio el 11 de julio de 1987 con el programa “Inquietudes”. “En aquel momento yo era chusma nomás, ahora sigo siéndolo, pero con carnet profesional”, dice con picardía quien al año de la primera emisión ya estaba sola conduciendo el programa. “Inquietudes, que también se hizo en Mar de Ajó, tuvo muchos hombres pero una sola mujer, ya que fui la única conductora. Lo que siempre destaco es el aguante que me tuvieron Ricardo Giménez y sus antiguos socios. Lo único que me pidieron era que me manejara con respeto y me hiciera cargo de lo que dijera al aire, como todo buen periodista debe hacer. Siempre pude decir lo que pensaba con total libertad”, reconoce.

Barracosa fue desde muy pequeña una mujer brava, peleadora, discutidora y muy pero muy “chusma”, algo que, según ella, en el periodismo no puede faltar. Su trabajo en instituciones hizo que conociera muy bien la historia política interna de La Costa. “Tuve el honor y el placer de conocer a los pioneros y sus familias. No como periodista, sino porque trabajé muchísimo con ellos. Eso me jugó a favor porque de esa manera conocí la historia del lugar y de toda la gente del pueblo”, cuenta a ENTRELÍNEAS.

La política se fue apropiando del programa y eso no era de extrañar ya que siempre había estado presente en la vida de Barracosa. Ya en 1972, “Susy” había encabezado la toma del Municipio de La Matanza junto a 500 vecinos en una lucha del barrio por mayores costos para obras de cloacas.

Con 71 años recién cumplidos, dice tener micrófono para rato y vive con orgullo estos 30 años de trayectoria. “Mientras esté cómoda, voy a seguir. Lo que me tiene un poco cansada es lo repetitivo de la historia argentina. Siempre chocamos con la misma piedra”, concluye con su inconfundible temperamento.