Martes 29 de noviembre de 2022
29 AUG 2022 - 10:46 | Política
Sobre la represión frente a la casa de CFK

Axel Kicillof: "Quedó en evidencia que los violentos son ellos"

El gobernador bonaerense calificó como un "error garrafal" la represión de la Policía de la Ciudad sobre los manifestantes que se concentraron este sábado frente al domicilio de la vicepresidenta

El gobernador bonaerense, Axel Kicillof, calificó este domingo como un "error garrafal" la represión de la Policía de la Ciudad sobre los manifestantes que se concentraron este sábado frente al domicilio de la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner, y dijo que con eso los macristas demuestran que "los violentos son ellos".

"Lo de ayer fue una provocación, en ningún momento quisieron cuidar a la Vicepresidenta", señaló el gobernador en diálogo con Radio 10 sobre el accionar del Gobierno de la Ciudad, que valló los alrededores de la casa de CFK en Recoleta y luego reprimió a la multitud que se acercó a respaldar a la exmandataria. 

En ese sentido, apuntó contra el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, al advertir que, al ser "el alcalde de una ciudad", no puede "sitiar a una vicepresidenta de la Nación" que fue "votada por la sociedad completa".

"Ahora también uno entiende para qué Larreta quería el traspaso de la Policía. Para equiparla con camiones hidrantes y armar una infantería para reprimir", añadió el gobernador.

La movilización de este sábado fue "muy pacífica" de parte de los manifestantes, en cambio "los macristas optaron por el camino de la violencia", por lo que "quedó en evidencia que los violentos son ellos", señaló Kicillof.

En ese marco, exhortó a los dirigentes de la oposición a "reflexionar" y pidió que "dejen de tirar de la cuerda porque el peronismo y el campo popular tienen una larga historia de organización y resistencia".

El pedido del gobernador ocurre horas después de que Juntos por el Cambio justifique el vallado a las inmediaciones de la casa de Cristina Kirchner y la represión de la policía porteña. 

Este sábado a la noche, en un comunicado, la alianza opositora responsabilizó los manifestantes por la represión. Más tarde, apareció el expresidente Mauricio Macri y acusó a CFK de causar "caos". Por la noche, en tanto, el jefe de gobierno porteño defendió la instalación de vallas, le pidió a los militantes que "se vayan a sus casas" y aseguró que Cristina Kirchner "está politizando una causa judicial".