Sábado 19 de octubre de 2019
23/07/2018 - 09:00 | Noticias | Sociedad

El gesto de dos empleadas de una estación de servicio: devolvieron $3500

Encontraron una cartera en la que también había documentación y tarjetas de débito y crédito. Ocurrió en Las Armas.

La vecina Paula Leonor Insua viajaba a Mar del Plata cuando paró en una estación de servicio de Las Armas. Por una distracción olvidó su cartera pero dos empleadas del lugar la buscaron para devolvérsela.
 

Insua, agradecida, contó la historia en su perfil de Facebook: "Hoy quiero expresar mi enorme agradecimiento a la señora Teresita Rojas quien se desempeña hace 20 años como encargada del Sector Sanitarios de la estación de servicios Shell de la localidad de Las Armas y quien el sábado 14 de Julio encontró mi cartera con $3500 en efectivo, mis tarjetas de debito y crédito y documentos personales en uno de los cubículos y se la entregó a quien se desempeña como jefa de playa en ese horario, la señora Valeria Echedpare y a quien también le estoy eternamente agradecida. Juntas se tomaron el trabajo de revisar mi documentación y buscarme por la playa y al no encontrarme decidieron llamar al móvil que figura en una de mis tarjetas personales".

 

Insua llevaba su celular en el bolsillo de la campera por lo que pudo comunicarse pese a que por la poca señal en la ruta se cortaba la llamada.

 

"Me conmueve pensar como estos dos maravillosos seres, sin conocerme y sin ningún tipo de obligación o interés personal, se preocuparon por mi y por los inconvenientes que esta situación me pudiera ocasionar e hicieron todo lo posible por ubicarme y reintegrarme mis pertenencias de manera intacta. 

Ayer volví a pasar por la estación y pude tomarme esta foto con Teresita que tiene una cara de buena que se delata. Y me avergüenza pensar que quizá ese sábado deje mi cartera y pase delante de ella y ni registre su presencia en los sanitarios, muy ensimismada en mi mente y en mi propio ombligo.

Lamento no haber podido incluir a Valeria en esta foto pero ayer no se encontraba. 

Agradezco a la vida por darme una gran lección y demostrarme que hay seres excepcionales como ellas y que quizás no estoy mirando o reconociendo por poner siempre el foco en mi misma. Y pido perdón a todos aquellas personas que se me cruzaron en el camino y quizá no pude ver o apreciar su luz. Que Dios las bendiga y las proteja siempre y se sientan reconocidas y apreciadas comon merecen. Gracias chicas! Las abrazo. Paula", agregó.