Jueves 04 de junio de 2020
16/02/2020 - 10:57 | Noticias | Sociedad

El abogado de la familia de Fernando aseguró que identificó al rugbier número 11 y pedirá la detención de los dos liberados

Fernando Burlando adelantó que esta semana aportará nuevos elementos a la causa.

Los padres de Frenando convocaron a una marcha para el próximo martes 18.

El abogado Fernando Burlando, que representa a la familia de Fernando Báez Sosa, asesinado a golpes en Villa Gesell, adelantó que pedirán que sean nuevamente detenidos los dos rugbiers liberados este lunes por falta de mérito y que se investigue a un nuevo sospechoso del crimen, al que ya tienen “identificado”.

Por su parte, tras la audiencia de partes antes del dictado de la prisión preventiva de los acusados y luego de la resolución judicial que confirmó esta medida por considerarlos coautores -en dos casos- y partícipes necesarios -en otros seis- del homicidio agravado por el concurso premeditado de dos o más personas y alevosía, se abrió un abanico de cuestiones a resolverse con distintos grados de celeridad.

Una de ellas es la ampliación de las indagatorias de los ocho detenidos luego de que se sumara a la acusación del homicidio el agravante de la alevosía y que podría llevarse a cabo en la semana entrante.

En simultáneo, la defensa de los rugbiers, a cargo del abogado Hugo Tomei, adelantó que durante el transcurso de la semana apelará el fallo del juez de Garantías de Villa Gesell, David Mancinelli, especialmente en cuanto al rechazo de las nulidades planteadas sobre una rueda de reconocimiento, una testimonial y las indagatorias.

De esas nulidades surgió, además, la presunta comisión de delitos que el defensor le adjudica a la fiscal de la causa y que dieron origen a un expediente penal que deberá comenzar a tramitar el fiscal de Dolores Mario Pérez.

Para apelar la prisión preventiva de los imputados, el abogado Tomei cuenta con un plazo legal de cinco días y una vez presentado será remitido por el juzgado a la sala I de la Cámara de Apelación y Garantías en lo Penal de Dolores, integrada por Susana Darling Yaltone, Fernando Sotelo y Luis Defelito.

En tanto, el juez Mancinelli, tal como adelantó en su fallo de 54 páginas, deberá analizar y resolver si los rugbiers están en condiciones de recibir una morigeración de la prisión preventiva y poder cumplirla de manera domiciliaria mediante monitoreo electrónico.