Martes 15 de junio de 2021
08 JUN 2021 - 14:18 | Coronavirus

Coronavirus en la región: Dolores, Lezama y Pila subieron a fase 3 y Tordillo a fase 4

Además, San Cayetano descendió de fase 4 a fase 3. En total hay 114 distritos en la Provincia con mayores restricciones, entre ellas, la prohibición de la presencialidad escolar.

En la región, Tordillo pasó directamente de fase 2 a fase 4 por la evolución de la situación epidemiológica.

Un total de cinco Municipios de la quinta sección cambiaron de fase de acuerdo a su situación epidemiológica, según el anuncio realizado por el Gobierno bonaerense.

Puntualmente Dolores, Lezama y Pila subieron de fase 2 a fase 3; mientras que Tordillo pasó directamente de fase 2 a fase 4. Además, San Cayetano bajó de fase 4 a fase 3.

En conferencia de prensa, el jefe de Gabinete, Carlos Bianco, destacó que se cumplió un año de la puesta en marcha del sistema de fases en la provincia de Buenos Aires, y sostuvo que el esquema ha dado “excelentes resultados”.

El funcionario de Axel Kicillof detalló que 114 municipios se encuentran en fase 2, la más restrictiva del sistema que, entre otras medidas, prohíbe la presencialidad escolar. De todos modos, aquellos distritos que subieron de fase volverán a las aulas a partir del próximo lunes 14 de junio.

En cuanto a los movimientos respecto de la semana pasada, explicó que hay 7 municipios menos en fase 2, y detalló que Baradero, Coronel Rosales, Daireaux, Dolores, General Villegas, Lezama y Pila pasaron a fase 3, mientras que Tordillo pasó de fase 2 a fase 4, directamente. En tanto, General Arenales y General Lamadrid descendieron a fase 2.

En tanto, en fase 4 hay cuatro distritos. Además de Tordillo, se suman Olavarría, Tres Lomas y Villarino. Mientras que San Cayetano, que se encontraba en fase 4 hasta la semana pasada, descendió a fase 3.

“Tenemos dos semanas de descenso, ahora 1000 casos menos que la semana anterior, unos 500 menos en el interior y otros 500 en el AMBA”, dijo por su parte el ministro de Salud provincial, Daniel Gollan. “Todavía son números altos, pero la buena noticia es que no solo se detuvo el crecimiento, sino que están bajando”, amplió el ministro.

“Estamos con números que si bien siguen siendo altos, están en caída. Si los casos seguían creciendo, eso nos hubiese llevado al desastre”, insistió el Ministro.