Lunes 23 de septiembre de 2019
29/04/2019 - 18:27 | Noticias | Sociedad

De Dock Sud a San Clemente: mirá el video del regreso al mar de un lobito marino rescatado

Lo encontró Defensa Civil en Avellaneda. Con bajo peso y una importante inflamación en un ojo, fue asistido en el Ecoparque y luego derivado a la Fundación Mundo Marino.

De Dock Sud a San Clemente, el regreso al mar de un lobito marino rescatado (foto: Prensa Mundo Marino).

El 8 de abril, un lobo marino de Dos Pelos Sudamericano (Arctophoca australis) fue rescatado por Defensa Civil en la costanera de Dock Sud, en el partido de Avellaneda. Con un cuadro de desnutrición importante y con su ojo izquierdo sumamente inflamado, fue derivado en primer lugar al Ecoparque de la Ciudad de Buenos Aires. De esta manera comenzó un proceso de rehabilitación que constó de dos etapas. La primera, con los veterinarios del Ecoparque, que se ocuparon de estabilizar al animal. La segunda tuvo lugar con la derivación de ese lobo al Centro de Rescate y Rehabilitación de fauna marina de la Fundación Mundo Marino en San Clemente.

“Todo lobo de esta especie que ingresa al Centro es hidratado primero con agua y luego con una fórmula líquida. Este protocolo resulta vital porque no sabemos si hay alguna obstrucción, por ejemplo con plástico, o lesiones gástricas que podrían complicar la salud del animal. Darle algo sólido directamente podría empeorar el cuadro de deshidratación al generarle un vómito o diarrea”, explica Hiram Toro, coordinador operativo del equipo veterinario del Parque Educativo Mundo Marino.

En el caso de este lobo, además, su ojo izquierdo presentaba una gran inflamación, presumiblemente por algún tipo de golpe. “Para detectar si tenía algún tipo de lesión ocular, procedimos a realizar una prueba de fluoresceína, que consiste en colocar un reactivo en el ojo que muestre en dónde podría haber alguna úlcera corneal o herida. Afortunadamente, no encontramos una lesión”, agregó Toro.

Luego de un tratamiento que implicó suministro de antiinflamatorios y analgésicos, y una vez estabilizada su nutrición, el animal obtuvo el alta veterinaria casi tres semanas después de ser rescatado y fue reintroducido en las playas de San Clemente durante la mañana del miércoles 24 de abril. En lo que va del año, 23 fueron los lobos marinos que, luego de un proceso de rehabilitación en la fundación sanclementina, regresaron al mar, tanto de Dos Pelos, como de Un Pelo (Otaria flavescens).